Acabo de leer el estudio científico que el experto Eric M. Leroy y otros compañeros publicaron en 2005 sobre el virus del ébola en perros y su contagio a humanos: “Prevalencia de los anticuerpos del virus del ébola en perros y riesgo de contagio humano”.

Como las autoridades sanitarias no nos informan debidamente, voy a resumir los puntos clave para que podamos saber a qué atenernos. Las conclusiones son muy interesantes y todo el mundo debería conocerlas antes de opinar. 

El estudio sugiere que los perros pueden ser infectados con el virus del ébola y que su infección es asintomática. El virus del ébola causa fiebres hemorrágicas fulminantes en humanos y primates. Sin embargo, en perros no da síntomas.

El hecho de que los perros infectados por ébola no muestren síntomas de la enfermedad, apoya la tesis de que estos animales desarrolla una respuesta inmunitaria al virus o bien que sus niveles de infección al entrar en contacto con el virus son muy leves.

Aunque los perros pueden estar infectados sin mostrar síntomas, podrían excretar partículas virales infecciosas en su orina, heces y saliva durante un corto periodo de tiempo, antes de la eliminación del virus. Por eso, aunque los perros deben ser considerados como un riesgo potencial en la transmisión del virus del ébola a humanos, es necesario confirmar el potencial del riesgo humano de contagio mediante nuevos experimentos. Para ello, es imprescindible estudiar el comportamiento del virus durante la infección canina.

Aquí podéis consultar el artículo completo: “Ebola y trasmisión perros personas_ Caso Excalibur”.

CONCLUSIÓN

El caso del perro Excalibur es una gran oportunidad para observar y analizar el comportamiento del virus del ébola en perros y su nivel de riesgo de contagio a humanos. El sacrificio del animal no está en absoluto justificado y, además, supondría una pérdida para la ciencia.

Sin embargo, si finalmente las autoridades sanitarias españolas deciden no sacrificar al animal, debería asegurarse su bienestar durante la fase de experimentación.

2 Comments

  1. Pingback: Prevalencia de los anticuerpos del virus del ébola en perros y riesgo de contagio humano

  2. En tu muy interesante articulo dices -“El sacrificio del animal no está en absoluto justificado “.

    Solo una reflexion: vivimos en un país de pandereta donde las sanciones son solo para el “ciudadano” y si bien el sacrificio NO está justificado, el estado NO se justifica y ha asesinado a excalibur, y amen… despues no sucede nada, impunidad…

    Otra muestra de impunidad:
    Yo mismo denuncié ya hace tiempo, a un comercio (pajareria) que vendia perros sin permiso: la denuncia la puse porque yo mismo fuí testigo de malos tratos activos y pasivos (agresiones con un palo, todo el lugar lleno de cacas y mas barbaridades) Hice y aporté fotos, denuncié y lo que conseguí es que les comunicaran por escrito que en el plazo de un mes tendrían una inspección. Asearon el lugar y el inspector dijo que todo estaba en regla…me dijeron que un poco mas y me hubieran denunciado a mi por denuncia falsa.

    Si, este es un pais de pandereta, de impunidad y estos casos hacen que la gente “no se meta en lo que no le llaman”. Ahora me diras que “no hay de perder la esperanza”, que “hay que seguir denunciando” etc. etc etc. Nada sirve para nada.

Escribe un comentario

Send this to a friend