Lenguaje canino play-bow

Lenguaje canino: ¿por qué los perros agachan las patas delanteras y levantan el culo cuando juegan?

El gesto de agachar la parte delantera del cuerpo y levantar el culo en señal de juego es típico del lenguaje canino. Si alguna vez os habéis preguntado por qué los perros lo hacen, aquí va la respuesta 😉

Lenguaje canino durante el juego

Quizás una de las señales más características del juego entre perros es lo que, en etología canina, se denomina “play-bow”. Es decir, ese gesto tan típico de los perros que agachan la parte delantera de su cuerpo y levantan la trasera. El trasero, vamos 😉

Lenguaje canino play-bow

El play-bow es una señal visual comunicativa utilizada entre perros. Es parte del lenguaje canino de juego habitual. Hasta ahora, todos los autores estaban de acuerdo en considerar el play-bow como una metaseñal, pero muy recientemente esta asunción ha sido puesta en entredicho. Nuevos estudios sobre lenguaje canino desvelan nuevas conclusiones acerca del play-bow.

Vamos paso a paso, para que nadie se pierda en la explicación:

¿Qué es eso de “metaseñal” cuando hablamos de lenguaje canino?

Una metaseñal es una forma de comunicación sobre la comunicación. Cuando hablamos del play bow en perros como metaseñal, eso significa que lo consideramos una señal de lenguaje canino que da información sobre el lenguaje canino que vendrá a continuación. Con un ejemplo se entiende mucho más rápido:

¿Alguna vez le has guiñado el ojo a alguien para advertirle de que lo que viene a continuación es broma? ¡Eso es una metaseñal! En perros, hasta el momento se consideraba que levantar el culo y agachar la parte delantera del cuerpo era una metaseñal con la que un perro le decía al otro: “Oye, lo que viene a continuación es juego, no te enfades aunque me muestre un poco brusco. No va en serio”.

Sin embargo, un nuevo estudio sobre juego en perros apunta otras conclusiones sobre la función del denominado play-bow.

¿Para qué usan los perros el play-bow?

Primero explicaré las funciones que, hasta ahora, se creía que tenía esta señal de lenguaje canino. Luego expondré las conclusiones que se derivan de un novísimo estudio científico de Byosiere, Grossman and Smuts (todavía no publicado).

Funciones del play-bow: Lo que sabíamos hasta ahora

Pausas durante el juego: Algunos autores como Patricia McConnell o Karen London pensaban que el play-bow servía para regular el nivel de excitación durante el juego y hacer pausas cuando ese nivel se disparaba. Es decir, que los perros optaban por usar esta señal visual para hacer un paréntesis cuando el juego se animaba demasiado.

Metacomunicación (hipótesis de Bekoff): En 1995, el biólogo Marc Bekoff realizó un estudio en el que observó el juego entre cachorros de 3 a 7 semanas de edad. A partir de las observaciones realizadas, infirió la hipótesis de que el play-bow servía como metaseñal para indicar que todo lo que hiciera un perro inmediatamente después de agachar sus patas delanteras y levantar el culo era juego y no iba “en serio”. O sea, que el otro perro no debía tomar como amenaza los revolcones, mordiscos, gruñidos y otros comportamientos similares. El problema de su estudio es que sólo observó el juego entre cachorros y no entre perros adultos. Y los cachorros, como los niños, no manejan el lenguaje igual que los adultos…

Escapar más rápido: En un estudio de Pellis y Pellis (1996) se planteaba la hipótesis de que la postura de reverencia del play-bow podía servir a un perro para esquivar/escapar con mayor facilidad a los “pseudoataques” del otro perro durante el juego. Es decir que la postura funcionaba como una especie de lanzadera en la que el perro ya estaba colocado con medio cuerpo levantado y dispuesto a echarse a correr. Sin embargo, este argumento no terminó de convencer nunca demasiado…

Sincronización de comportamientos de juego: Se piensa que el play-bow también puede servir para sincronizar conductas de juego. Este tipo de sincronización de conductas es frecuente en la naturaleza. A todos nos vendrá a la cabeza, por ejemplo, el vuelo sincronizado de las bandadas de estorninos o incluso el llanto sincronizado de algunos bebés.

Funciones de play-bow: Nuevos descubrimientos

Con el estudio -todavía “en el horno”-  de Byosiere, Grossman and Smuts (2016), la especialista en comportamiento canino Patricia McConnell (muchos la conoceréis por su famoso libro “Al otro lado de la correa”) ha tenido acceso a la información y nos ha chivado algunas conclusiones. Esto es lo que sabemos de nuevo sobre las funciones del play-bow:

Reiniciación del juego: parece que los perros usan el play-bow (levantan el culo y agachan la parte delantera del cuerpo) para reiniciar el juego cuando está perdiendo intensidad más que para hacer pausas cuando la intensidad sube demasiado.

El play-bow NO sirve como señal de metacomunicación: la hipótesis de que los perros hacen la típica reverencia de juego para decirle al otro perro: “tranquilo que lo que viene ahora es juego y no agresividad” es falsa. Al menos así lo creen los autores del estudio, que han observado 141 sesiones de juego entre 16 parejas de perros.

Si el play-bow sirviera como metaseñal, los comportamientos posteriores a su realización deberían ser más bruscos que los mostrados antes del play-bow. En cambio, los datos demuestran que no es así. Es más, los perros del estudio que no hacían reverencias eran más proclives a montar, morder o perseguir a sus compañeros de juego que los que sí las hacían.

Sincronización de comportamientos de juego: parece ser que esta hipótesis sí se ha confirmado por parte de los nuevos estudios. Es decir, que el play-bow sirve para sincronizar a dos perros durante una sesión de juego. Podría ser una manera de conseguir que el juego sea más “ordenado”.

En resumen

Para resumir diremos que:

  • Durante décadas se pensó que el play-bow o reverencia en el juego entre perros servía para que un perro le dijera al otro: “tranquilo que lo que viene ahora es juego y no agresividad”. Ahora parece ser que esa función no está tan clar. Los últimos estudios concluyen que el play-bow no tiene esta funcionalidad.
  • El play-bow sirve como señal visual de lenguaje canino tanto para iniciar el juego como para continuarlo.
  • Los perros sólo realizan el play-bow en presencia de otros perros (u otros sujetos de juego como pueden ser personas u otros animales).

¿Quieres saber más cosas interesantes sobre cómo juegan los perros?

Si te ha gustado este artículo y quieres saber más sobre el juego entre perros,  no dejes de leer el post que escribí hace algún tiempo sobre “cuándo ha llegado el momento de aceptar las críticas sobre la manera de jugar de tu perro”. Te gustará 😉

Ilustración de Oliver Montiel.

1 comentario
  1. Pepe Barragán
    Pepe Barragán Dice:

    A mi siempre me recuerda a las salidas de juego en rugby en las distintas fases tras cada detención . Cada fase concluida se reordenan los equipos y se ponen en posición de salida.

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *